sábado, 24 de julio de 2010

MO BLANCO 09 DE SIERRA SALINAS



UNA DUALIDAD ATLÁNTICO-MEDITERRÁNEA DE LO MÁS INTERESANTE


     Bodegas Sierra Salinas, a mi parecer una de las cinco mejores bodegas de Alicante, completó la trilogía de su gama base “MO” con un rosado fermentado en barrica del que ya hablé en su día (http://marevinum.blogspot.com/2010/03/dos-rosados-alicantinos-con.html) y un blanco que ayer volví a catar y me sigue dando muy buenas vibraciones.

Como notas de elaboración, destacar que su coupage se compone de un 50% de moscatel de Alejandría de 10 años de edad y de un 50% de chardonnay de 12 años, plantadas ambas a una altitud media de 600 metros, con una producción relativamente baja (6.500 Kg/Ha.), que se vinifican por separado ambas variedades, que ésta es su primera añada y que viniendo de la familia que viene, se le augura un buen futuro en el sector de los blancos alicantinos que tienen algo que expresar y van más allá del blanquito fresco y fácil de beber. Tiene una cierta complejidad que lo separa del montón.

Nota de cata

Vista. Amarillo pajizo con destellos alimonados. Limpio y con un brillo muy alto. Al agitar la copa denota cierta viscosidad que se confirma en la lenta caída de la lágrima.

Nariz. De intensidad media, lo primero que desataca es el aroma a piña madura, siendo envuelto de inmediato por un sinfín de aromas florales (jazmín, azahar, clavel, lila). Al oxigenar invade la copa un aroma láctico-mantequilloso muy chardonnay. El alcohol, aunque la muestra está a una temperatura más bien baja, hace acto de presencia y se vá un poco por su camino sin acompañar al resto. Con el reposo, nuevamente la fruta madura (melón, paraguaya y piña). La moscatel se destapa un poco al final aportando sus terpenos característicos en el conjunto.

Boca: Entrada seca y no demasiado fresca (demasiada poca acidez). El paso de boca es glicérico, sedoso y con una corpulencia sorprendente. Literalmente se llena la boca de vino. En el centro se comporta con la elegancia de sus dos madres perfectamente combinada; la nata y la fruta tropical se compaginan bien con los vegetales y herbáceos. Por retronasal nos viene una fruta muy dulce y a su vez grasa (aguacate, chirimoya). El posgusto es de mediana duración y nos trae recuerdos amargosos de la moscatel a la vez que nos vuelve a recordar que el alcohol sigue por libre.

Conclusión: Magistral combinación de variedades donde los extremos se tocan y a la vez se compaginan, teniendo la cremosidad, suavidad y elegancia de una chardonnay bien elaborada, complementándose con el carácter herbáceo y floral de la moscatel. La falta de acidez en el conjunto aconseja acabar este verano con las existencias y disfrutarlo en un momento a mi parecer óptimo (incluso mejor y más maduro que cuando salió al mercado). La temperatura ideal considero que serían unos 8ºC para que el cuerpo de la chardonnay no se licúe y se desvanezca con demasiado frío y la armonía para este vino la dirigiría hacia la gama de pescados blancos a la plancha, espalda o sal, también a platos de pasta con nata y decir que estaría fabuloso acompañando a un salmón marinado con eneldo y azúcar.

Tipo de vino: Blanco sin crianza
Variedades: 50% chardonnay y 50% moscatel
D.O./Zona: D.O. Alicante
Grad. Alcoh.: 13º
Precio aprox.: 6 €
Bodega: Sierra Salinas. Paraje del Puerto s/n. 03.400 Villena (Alicante). Tlf. 968 79 12 71
Email: office@sierrasalinas.com
Web: http://www.sierrasalinas.com/

2 comentarios:

Smiorgan dijo...

Pude probar este vino hace poco en el evento La Calle de Baco en Alicante. Me gustó bastante, muy frutal y, cuando lo probé yo, bastante fresco. Muy agradable.
Hace muy buenas cosas esta bodega. Su Mo tinto es también un vino que me encanta.
Saludos.

marevinum dijo...

Totalmente de acuerdo contigo. Esta bodega hace grandes cosas (1237, Mira...). Sólo le falta bajar los precios para ser perfecta ja ja ja. Un saludo.

Publicar un comentario